DE PRIMERA MANOPrincipales

De Primera Mano | La “4T” se desgasta y tiene una clara oposición

Gobernador Enrique Alfaro… Hay una oposición abierta al Presidente.

Por Francisco Javier Ruiz Quirrín 

A ESTAS alturas, nadie en su sano juicio duda de que el Presidente de la República está anteponiendo a la salud y la economía del pueblo de México, su proyecto político personal.

Lo que también es contundentemente certero, es que para cerrar la pinza rumbo a su concepto de Estado totalitario, requiere ganar las elecciones del próximo 2021 y preparar una consulta pública en el 2022 qu

Vicente Fox y Enrique Peña Nieto… Elecciones emocionales, no racionales.

e le ratifique en el poder.

Si el destino le depara una derrota y pierde su partido la mayoría en la Cámara de los Diputados, la segunda parte de su gobierno se le complicará, empezando por el enorme riesgo que correrá en el primer ejercicio de revocación de mandato que pondrá en práctica.

El Presidente está muy atenido al voto en las urnas que le regresarán como agradecimiento por los apoyos que hace llegar a poco más de 20 millones de ciudadanos, entre adultos mayores, indígenas y jóvenes que no estudian ni trabajan.

Sabe que en el año 2006, obtuvo 12 millones de votos, que en el 2012 alcanzó los 15 millones y que en el 2018 arrasó con 30 millones de sufragios a su favor. Bueno, pero ahora sabe también que no requiere tanto para ganar, que con un voto duro que llegue a los 20 millones en el 2021, mantendría su supremacía.

¿Cómo se sentarían las bases de una derrota electoral de Andrés Manuel López Obrador en los próximos comicios?

¿Sería una elección también, emocional y no racional como las elecciones presidenciales a partir de 1994?

Primero, sería una elección intermedia la del año venidero. Eso es importante anotarlo porque el platillo más suculento del poder federal estará en la renovación en la Cámara de Diputados. Habrá también elección de gobernadores en 15 entidades, pero un fenómeno nacional, un sentimiento nacional, podría fácilmente esparcirse en las entidades federativas.

En el año 2000, el panista Vicente Fox encabezó el sentimiento de “sacar al PRI de Los Pinos”. Tuvo su ayuda de

parte del Presidente saliente, Ernesto Zedillo, quien había sido postulado por el PRI, pero que en realidad odiaba al PRI.

En el año 2018, López Obrador se consolidó como la esperanza nacional para echar a la basura la corrupción y la impunidad de los gobiernos del PRI y del PAN y su campaña fue relativamente fácil al alentar el odio popular contra el gobierno establecido. Hay qué decirlo, le ayudó mucho el periodismo que puso a Enrique Peña Nieto como el Presidente más corrupto de la historia.

Ahora, a casi 19 meses de haber asumido el poder, López Obrador ha fracasado estrepitosamente en cada uno de sus ejes de campaña: Inseguridad incontrolable, combate a la corrupción con corruptos dentro de su gabinete, economía colapsada que preludia tiempo de miseria, ansiedad y desesperación y con un manejo de la pandemia por Coronavirus, de las peores en el mundo.

Donald Trump y Joe Biden… Las cartas a favor y en contra de López Obrador.

López Obrador ya tiene oposición abierta frente a sus ojos.

Están los 7 gobernadores encabezados por Enrique Alfaro, el mandatario de Jalisco, dispuestos a dar la pelea por obtener más recursos que permitan una equidad en el pacto federal y una respuesta más eficaz a los grupos vulnerables del país.

Están los gobernadores del Partido Acción Nacional, encarándolo constantemente en varios temas.

Los mandatarios locales tienen el poder regional y los recursos suficientes para armar una estrategia que les permita arrebatar triunfos –ahora sí- a MORENA.

Curioso, AMLO cuenta mucho más con los gobernadores emanados del PRI y, evidentemente, con los de MORENA, pero la oposición en ese sector está dibujada abiertamente.

Otra carta sobre la mesa del Presidente de México es su apuesta por la reelección de Donald Trump en los Estados Unidos.

Si esa apuesta le resulta, lo más seguro es que estire la mano solicitándole dinero a su amigo, porque los recursos se

agotarán a inicios del 2022.

Pero si no le resulta ganadora su carta y el nuevo presidente tiene el nombre del demócrata Joe Biden (quien por cierto hasta ahora se mantiene arriba en las encuestas), la subida estará pesada para López Obrador.

Habría necesariamente, nueva estrategia, nuevos hombres y nuevas exigencias para el gobierno de México, que bien pudieran incluir un rechazo al populismo que AMLO está poniendo en práctica.

A partir del agotamiento de los regímenes del PRI, tuvieron qué pasar dos sexenios para la llegada del año 2000 y cambiar de partido en la Presidencia.

A partir de eso, 18 años más para conformar un sentimiento generalizado de hartazgo que propició la llegada al poder de López Obrador.

A fines de este 2020, a dos años de haber llegado a palacio nacional, AMLO puede llevar en sus espaldas la enorme carga de un manejo errático de la pandemia que se encamina ahora a las 50 mil muertes por Covid 19 y cuya cifra podría incrementarse en los meses por venir.

A fines de este año, López Obrador puede arrastrar un colapso económico de proporciones insospechadas.

Esto último, podría conformar un nuevo sentimiento popular, el del desencanto, el de la frustración y el de la desesperación.

Por lo pronto, tiene manifestaciones callejeras de un pueblo que sufre por falta de medicamentos y por la pésima estrategia en materia de Salud, así como por la inseguridad pública.

Por lo pronto, tiene en las calles cada quince días, a miles de automóviles con ciudadanos que exigen su renuncia.

Ya tiene una oposición dibujada Andrés Manuel López Obrador.

El 2021 será el año de la definición final para el país y su gente.

La relación Gobierno de Sonora-Federación

HAY TRES temas muy sensibles que se han mantenido por años en Sonora y cuyos problemas corresponderían en su

Gobernadora Claudia Pavlovich… Obligada a tomar decisiones.

atención y solución al gobierno federal: La violencia, los Yaquis y el manejo de la pandemia… Salvo este último, no son problemas que hayan aparecido en este sexenio, pero sí habrá qué admitir que en los últimos años se han visto incrementados en su presencia y en su descontrol… Históricamente, los gobernadores, cada uno en su estilo, tuvieron qué sacar la cara, la casta y enfrentar situaciones por demás difíciles y complicadas; hasta llegaron a oponerse a las “decisiones del Centro”… Carlos Armando Biébrich lo pagó muy caro, pero porque le falló a quien siempre le había apadrinado y protegido, el Presidente Luis Echeverría Álvarez… Pero Eduardo Bours se enfrentó también al Presidente Felipe Calderón por el caso del incendio de la Guardería ABC y porque se sentía con el derecho a hacerlo tras de que en la elección del 2006, el entonces gobernador de Sonora le dio la espalda al candidato del PRI, Roberto Madrazo y apoyó al panista con más de 400 mil votos en el Estado… Manlio Fabio Beltrones, tuvo un fuerte altercado con el entonces procurador general de la república, Jorge Carpizo, al defender la plaza luego de que uno de los llamados “madrinas” de la Policía Judicial Federal, asesinó a cinco hermosillenses en uno de los capítulos más tristes de la década de los años noventa, conocido como “El domingo rojo”… Y todos los gobernadores han lidiado con la tribu Yaqui… La política ha tenido qué trabajar como nunca para llegar a acuerdos con esta etnia que, la verdad sea dicha, tiene muchísimos años atenida a la ayuda oficial… Sin embargo, tienen sus derechos, hay qué respetarlos y por ello el diálogo, el estira y afloja y el hacer que cumplan con la Ley y compromisos, se ha logrado apaciguarlos… En el actual sexenio estatal, cuando más ha aumentado la violencia por la presencia de bandas delincuenciales en varias plazas y con un problema con los yaquis que se han mantenido por años como grupo beligerante al Estado a pesar de recibir apoyos extraordinarios, las versiones oficiales han insistido en que la instancia federal es quien debe responder por ello… Esto es correcto, pero la Federación está muy lejos, la primera autoridad respondiente es la local y las consecuencias que originan esos problemas los padecemos aquí, en nuestra tierra y no en la ciudad de México… ¿Y la política?… En el caso de la pandemia, el gobierno federal ha trasladado a los gobiernos estatales la responsabilidad en el manejo y control de la enfermedad… Se sabe que el gobierno federal ha fallado en el envío de recursos suficientes y que ese dichoso semáforo de distintos colores para motivar la reactivación económica, lo pone a consideración de los gobernadores la Secretaría de Salud, llámese el vocero, doctor Hugo López Gatell… Todos y cada uno de nosotros tenemos una responsabilidad en el triste escenario de la pandemia… Pero hay quien tiene el liderazgo constitucional para tomar las decisiones… Hay qué tomarlas, porque es una obligación tomar las decisiones y siempre, basados en el interés general, en el interés de la mayoría… Si trasladamos la responsabilidad siempre al gobierno federal, los reclamos históricos nos lo harán aquí, no en la ciudad de México.

“La cartilla política”, de López Obrador

UN LECTOR  me envía esta información que la considero relevante… No es la primera vez que escucho y leo sobre el

Irma Eréndira Sandoval… Su padre, ideólogo marxista de AMLO.

tema… La recomendación es que usted no la eche en saco roto… Podría serle útil para entender muchas cosas del escenario político que se construye ahora en México:

El libro “Democracia y Transformación Social” es la base ideológica de la 4T; su autor fue Pablo Sandoval Ramírez (finado), papá de Irma Eréndira Sandoval y suegro de John Ackerman. Fue el fundador del Partido Socialista Unido de México y del Partido Comunista Mexicano y desde su juventud fue coordinador de movimientos estudiantiles de izquierda radical tendientes al anarquismo, comunismo, antisistema y movimientos de insurrección popular contra el capitalismo; fue el principal ideólogo de AMLO que desde joven lo ha acompañado e influenciado. En el mismo libro vienen fotografías de López Obrador en su juventud y de Pablo Sandoval con varios líderes comunistas en América Latina como Fidel Castro y otros líderes de esta tendencia ideológica en eventos a los cuáles era constante su invitación.

Es importante señalar que en este libro se basa la ideología de la 4ta. transformación y es la clave para entender los verdaderos objetivos impronunciables detrás de ésta; esa es la razón por la cual Irma Eréndira Sandoval está en la Secretaría de la Función Pública, pues parte fundamental del proceso es usar como bandera principal la lucha contra la corrupción, implementando reformas legales autoritarias y adversas a la propiedad privada y las libertades democráticas para afianzar su proyecto ideológico y amedrentar a opositores y críticos; en el libro se dice que van a usar la democracia como paso previo para instaurar la dictadura del proletariado y viene paso por paso el proceso de “Transformación Social”… Este es el manual completo para implementar la “4T” que hasta ahora nadie sabía a ciencia cierta de qué se trataba, pero que este libro que se había mantenido muy discreto, saca completamente a la luz; el libro está repleto de términos marxistas, y en términos generales, define cómo mediante el proceso democrático alcanzar el poder político en México y a partir de ahí, en un proceso a largo plazo, tomar las instituciones para posteriormente modificar el marco de Derecho e implementar reformas legales encaminadas a la consecución de ese fin, de acuerdo a como la sociedad vaya reaccionando y teniendo interacción con los poderes e intereses económicos nacionales e internacionales en una primera etapa antes de tener el control total del aparato del Estado y, posteriormente,  hacer cambios en el modelo económico hacia el comunismo, lentamente, o de acuerdo a lo que las condiciones sociales y económicas lo permitan.

Hasta aquí, esta “ficha informativa”… Cual debe, obligado a leer a este libro y llevarlo al terreno de los hechos.